Cómo reducir el consumo de energía en el hogar

Reducir consumo de energia en los edificios
Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

Alto consumo de energía  y emisiones de CO2 son dos características que definen al sector de la edificación en España. El consumo de la energía de las viviendas y los edificios del sector terciario representan el 26% del consumo de energía total y también es responsable de la quinta parte de las emisiones de gases de efecto invernadero totales que se producen en nuestro país.

Por tanto, ¿Cómo podemos reducir el consumo de energía en el hogar?.  Nos encontramos ante un problema global que necesita abordarse desde diferentes perspectivas, pero antes de aportar las posibles soluciones veamos cuál es la situación actual.

Alto consumo de energía

En los últimos veinte años el gasto energético de las viviendas ha crecido a un ritmo cinco veces superior al aumento de la población. Esto se debe, fundamentalmente, a los cambios en el estilo de vida ya que ahora disponemos en el hogar de numerosos equipos eléctricos como los hornos, microondas, equipos de aire acondicionado,…. Lo que ha supuesto que entre 2000 y 2010 que el consumo de electricidad en los hogares casi se haya triplicado.

Mayor demanda de energía

Diversos factores explican la representatividad y la tendencia al alza de sus consumos energéticos, tales como el incremento del número de hogares, el mayor confort requerido por los mismos y, como consecuencia, el aumento de equipamiento eléctrico en el hogar. Todo ello, propiciado por los incrementos de la capacidad de poder adquisitivo y una mejora del nivel de vida, hacen prever unas tendencias futuras al alza en cuanto a la representatividad del sector residencial en la demanda energética.

Uso de combustibles fósiles

Aunque las energías renovables cada vez están adquiriendo más peso para la generación de electricidad y el abastecimiento de los hogares, se estima que más de dos tercios de la energía que abastece a los hogares procede de combustibles fósiles. La mayor parte de los combustibles usados en este sector corresponden a combustibles fósiles como el gas natural, gasóleo, butano, etc ,…

 

Claves para reducir el consumo de energía en los edificios

Rehabilitación energética de edificios

La rehabilitación energética de los edificios es una de las soluciones que, a largo plazo, supondrán un significativo ahorro de energía a nivel global. Además de mejorar la calificación energética de las viviendas, la rehabilitación energética tiene beneficios económicos, sociales y energéticos.

¿Qué medidas se pueden aplicar para mejorar la eficiencia energética del hogar? Reforzar el aislamiento,  reforzando  la envolvente térmica del edificio , cambiar las ventanas, renovar la iluminación por otra de bajo consumo, las instalaciones térmicas,..Poner en marcha alguna de estas actuaciones en la vivienda o todas en su conjunto mejorará la habitabilidad de la vivienda y supondrá un ahorro de energía, lo que repercutirá directamente en la mayor sensaciónd e confort en el hogar y en la reducciónd e la factura energética.

Integración de renovables

La integración de energías renovables en el hogar nos permitirá reducir la huella de carbono de nuestra vivienda y contribuir a la mejora del medio ambiente reduciendo nuestra cantidad de gases de efecto invernadero emitidos a la atmósfera.

Renovando las instalaciones térmicas e introduciendo o combinando estas con otras de tipo renovable. La sustitución de energía convencional por biomasa en instalaciones térmicas obtiene grandes beneficios energéticos y medioambientales así lo demuestran los grandes ahorros obtenidos en comunidades de propietarios a lo largo de la geografía española. Puedes ver la aportación que está haciendo la biomasa a través de este enlace sobre la contribución de la biomasa y el auge de los district heating o redes de calor en España.

Uso eficiente de los equipos electrodomésticos

Como hemos comentado antes, en el hogar disponemos habitualmente de cantidad de aparatos eléctricos. Muchos de ellos son imprescindibles en nuestra vida diaria, como la nevera, y deben de estar coenctados a la red permanentemente,  pero muchas veces no somos conscientes del consumo silencioso de los aparatos eléctricos. Por tanto, es recomendable seguir ciertas pautas para no contribuir al exceso de consumo eléctrico en el hogar:

  • No al STAN-by. Apaga los aparatos como el ordenador, el televisor u otros dispositivos electrónicos cuando no se estén usando. Se estima que se consigue un ahorro de un 10% respecto a dejar los aparatos enchufados de forma continua.
  • El calentamiento de agua produce mayor consumo de energía, así que opta siempre que sea posible por programas de lavado en frío, función Eco en el lavavajillas.
  • El horno eléctrico es uno de los grandes consumidores de energía en el hogar. Optimiza su uso y no abuses de su consumo, lo notarás en la factura de electricidad.
  • Mantener la casa con una temperatura de calefacción de entre 19 y 21 grados por el dia, y entre 15 y 17 por la noche es suficiente para mantener el confort en casa. Recuerda que por cada grado que subes la temperatura también se incrementa el consumo energético. Consigue la temperatura de calefacción ideal con estos consejos y recuerda que la mejor manera de ahorrar energía es hacer un uso eficiente de los sistemas.
Leire González CALORYFRIO

Leire González CALORYFRIO

Dpto. Contenidos y Comunicación.
Licenciada en Periodismo, especializada en Redes Sociales.
Nuestra experta en redes sociales y viralización de los contenidos.
Artículos de la autora en caloryfrio.com.
Leire González CALORYFRIO
Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail