Publicado el 21/12/2015

Calderas de condensación y radiadores para calefacción, una solución eficiente

Calderas de condensación y radiadores

Como veíamos en el post “¿Cuál es la mejor caldera de gas?»  la caldera de gas es el generador de calefacción más usado en España, siendo las calderas a baja temperatura y las calderas de condensación las soluciones más eficientes por su alto rendimiento y reducción de emisiones contaminantes.

A su vez, los radiadores son los emisores de calefacción más utilizados en los hogares españoles porque proporcionan calefacción de forma rápida y eficiente. Pero si tuviéramos que destacar algunas de sus principales ventajas estas son la versatilidad y las posibilidades que ofrecen de adaptación con otros sistemas de calefacción, lo que convierten a los radiadores en un imprescindible en las instalaciones de calefacción para aumentar la eficiencia energética, proporcionar confort y conseguir ahorro energético.

La combinación de radiadores y calderas de condensación, es decir, calderas de alta eficiencia energética, garantiza ahorros de energía y proporciona confort térmico en el hogar de forma rápida y eficiente.

Para que los radiadores para calderas de condensación funcionen correctamente, se debe realizar un dimensionado correcto de la instalación, para adaptar todos los componentes de la instalación a trabajar en baja temperatura, ya que está demostrado que trabajar con una temperatura menor a 60 grados garantiza el confort térmico , es más eficiente y supone ahorros de energía.

Al instalar radiadores con calderas de condensación, los radiadores trabajan a baja temperatura, aumentando la parte de radiación que emiten y disminuyendo la de convección. Ésto reduce el efecto corrientes de aire, de forma similar a lo que hace una instalación de suelo radiante.

Si bien antes existían calderas de baja temperatura, éstas desaparecieron desde el punto de vista legal. Además, las calderas de condensación también han quedado relegadas a un segundo plano en las edificaciones de obra nueva, que exigen otro tipo sistemas y medidas de mayor eficiencia.  Es decir, ya no se instala únicamente caldera de condensación sola, sino que se opta por sistemas híbridos y soluciones complementarias para mejorar la eficiencia. Pero la caldera de condensación y los radiadores  siguen teniendo un papel fundamental en la rehabilitación de edificios, por lo que su instalación va a ser clave para la renovación del parque inmobiliario español durante los próximos años.

Otra de las ventajas de los radiadores para calderas de condensación es que su instalación resulta relativamente sencilla y económica, en comparación con otros sistemas como el suelo radiante. Sin embargo, desde el punto de vista estético, los radiadores a baja temperatura ocupan un espacio considerable en las paredes, mientras que el suelo radiante resulta prácticamente invisible para la decoración de la vivienda. 

Otra de las posibilidades de una instalación de caldera de condensación con radiadores es integrar bomba de calor aerotérmica. Este tipo de instalación híbrida permitirá cubrir todas las necesidades de climatización de la vivienda, aportando refrigeración en verano y ofrece  la ventaja de adaptarse continuamente a la demanda de energía que se necesite en cada momento. Es decir, se puede utilizar la bomba de calor para calefacción cuando las temperaturas en el exterior no sean muy bajas y hacer uso de la caldera de condensación cuando se requiera más calor en la vivienda. Sin duda, esta es una de las instalaciones de calefacción más completas que puede tener una vivienda.

Este artículo ha sido posible gracias al patrocinio de TUVAIN. Si quieres conocer su oferta de tubos, válvulas y accesorios para climatización, haz clic en:

www.tuvain.es

info@tuvain.es

Las opciones son múltiples y dependerá de las necesidades y características de la vivienda. Adaptar la instalación de calefacción a las características de la vivienda es una tarea que debe de encomendarse a los profesionales, ya que ellos nos asesoraran sobre cuál es la mejor opción.

Hoy día, las instalaciones de calefacción no se entienden como instalaciones aisladas sino como sistemas globales de calefacción que se complementan entre sí con el fin de aumentar el rendimiento de la instalación y conseguir mayores ahorros de energía.

La precisión y ajuste de los sistemas de calefacción que conforman una instalación es un aspecto clave para asegurar el buen rendimiento y funcionamiento de la instalación. Una instalación infradimensionada no alcanzará el rendimiento necesario para ofrecer el confort necesario en una vivienda y, por el contrario, una instalación de calefacción sobredimensionada, trabajará por encima de las necesidades de confort y malgastará energía de forma innecesaria.

¿Tu instalación de calefacción cuenta con radiadores?¿Con qué generadores de calor combinas los radiadores para obtener confort térmico en tu hogar? Si estás pensando en realizar cambios en la instalación de calefacción de tu hogar, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. En el portal de presupuestos de Caloryfrio.com contamos con grandes marcas con las que te ponemos en contacto para que te den la mejor solución. Pide presupuesto gratis y buscaremos al profesional que mejor que te ayude a obtener el máximo rendimiento de tu nuevo producto ó si lo prefieres, llámanos al teléfono 94 454 19 45 y te atenderemos personalmente.

Este artículo ha sido posible gracias al patrocinio de TUVAIN. Si quieres conocer su oferta de tubos, válvulas y accesorios para climatización, haz clic en:

www.tuvain.es

info@tuvain.es

Suscribirse
Notificar de
guest

Consultar información básica sobre protección de datos aquí

0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios